Campeonato de España de simulación automovilística, un espectáculo rentable.

La idea básicamente consiste en que un emprendedor invierta en promoción de un campeonato de simulación automovilística, aprovechando que su infraestructura tendría un coste nulo, y que el espectáculo es fácilmente entendible por el espectador potencial, generando dinero por los patrocinadores y repartiendo beneficios con la organización de la comunidad.

La posibilidad de jugar en red por ordenador ha generado multitud de campeonatos en los que los gamers compiten entre sí. Estos campeonatos son organizados por personas, gamers también, que altruistamente, por simple diversión, deciden crear toda la infraestructura necesaria para que el campeonato tenga un más que digno soporte, sitios web muy sofisticados, actualización de tablas clasificatorias, videos, crónicas, y un largo etc.

Es decir, existen campeonatos de juegos que tienen toda la infraestructura hecha, y que si algún empresario decidiera ofrecer un campeonato como espectáculo, televisándolo por Internet y recaudando por publicidad, sólo tendría que asumir los costes de la promoción. Esto convierte, desde mi punto de vista, a los campeonatos en red como espectáculos que bien promocionados serían rentables económicamente.

De entre todos los juegos con campeonatos serios ya existentes yo propongo un campeonato de simulación automovilística como la mejor opción para hacer de ella un negocio, mis razones son básicamente las siguientes:

1. Todo el mundo entiende lo que es una carrera de coches, por lo que el espectador potencial no tendría ningún obstáculo para empezar a disfrutar de ella desde el primer momento.

2. La acción del gamer, o ciberpiloto, es igual a la de un piloto real. En otros juegos lo que hace el gamer, mover el joystick, apretar tal o cual botón, no se parece a lo que hace en el juego, dar un golpe de kárate o saltar una valla, lo que lo convierte en un espectáculo demasiado diferente a lo convencional para ser fácilmente valorado y aceptado por el público potencial.
En la simulación automovilística prácticamente se anula la distancia entre la acción del gamer, el ciberpiloto, y su equivalente en la realidad, el piloto. Ambos mueven el volante, aceleran y frenan de forma similar, es la misma técnica (obviamente cuando hablo de simulación automovilística quedan fuera todos los juegos con algo de componente arcade, que son la mayoría de juegos de coches de pc, y todos los de consola).

3. Las carreras son un espectáculo que ya se sabe que resulta atractivo como espectáculo, y el automovilismo está en auge en España desde la aparición de Fernando Alonso.

En la actualidad existen en torno a 40 campeonatos españoles del simulador más popular hoy en día, el rFactor (aunque hay otros simuladores también muy populares). Hay ligas que están formadas por un grupo de amigos, otras disponen de más de 100 integrantes. A pesar de ser un "juego" elitista por su dificultad (estamos hablando de simuladores automovilísticos, no de juegos de coches) existe una amplia comunidad española que comparte esta pasión.

La dedicación de sus integrantes es sorprendente, aparte de la exquisitez de pilotaje de los mejores, muchos campeonatos disponen de su sitio web, su reglamento, sus labores de comisarios, noticias, crónicas de carrera, retransmisión a tiempo real por tv y radio a través de Internet, todo tipo de tablas clasificatorias y estadísticas, videos promocionales, y un largo etc, y todo esto a cambio de nada, sin esperar ningún beneficio económico, ni los que corren ni los que organizan ganan un euro, es deporte por deporte.

Recientemente, en el foro de http://www.racingfactory.es/ , considerando la diversificación de los ciberpilotos, distribuidos en las diferentes ligas, se intentó, y aún se intenta, organizar un campeonato global, algo así como un Campeonato de España o Campeonato Hispano. Sin embargo, al no haber un líder con la suficiente repercusión y medios para organizar un campeonato superior a los demás, de este intento sólo se sacan ideas contrapuestas e intentos aislados, y fallidos, de conseguir esto.

Es este otro motivo para creer en el proyecto, los gamers españoles e hispanos no españoles del rFactor están deseando un campeonato global.
Un emprendedor con algo de capital sólo tendría que concretar que organizadores con experiencia se harían cargo del proyecto de forma gratuita, establecer las fechas del campeonato global para que las ligas particulares adapten su calendario, y buscar patrocinadores para el proyecto e invertir en promoción.
Cuando el campeonato logre una repercusión superior todos los ciberpilotos querrán formar parte de él y alcanzará el estatus de campeonato más importante.

Una vez finalizado el campeonato se reparten beneficios entre inversor y organizadores, y estos últimos gastarán lo recaudado en premios a los mejores, o en material como servidores, etc, sin dar sueldo a nadie, manteniendo el chollo para el inversor de los costes de producción nulos, y la satisfacción para los ciberpilotos de participar en un campeonato global con repercusión.


Comentarios

Para mantener la alta calidad de los contenidos, debes acceder para dejar un comentario
Las cookies nos ayudan a ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso de cookies. Más información