Botas para la nieve

Todo el que haya practicado el esquí habrá sentido la incomodidad de tener que andar con las botas de esquí o verse obligado a pagar algún lugar donde le guarden el calzado normal de nieve y le permitan cambiárselo cada vez que lo necesite.

Las botas "aprés ski" son demasiado voluminosas para llevarlas en una mochila o bolsa con todo lo demás. Mientras esquiamos, lo mejor es ir lo más ligero posible.

Una vez que paramos y nos cambiamos de calzado para caminar, no es tan engorroso meter las botas de esquí en una bolsa y llevarla en la mano, por ejemplo.

El problema es: ¿dónde llevamos las botas "aprés ski" mientras esquiamos? Ahí es donde creo que vendría bien mi invento.

Este consistiría en fabricar unas botas en plástico resistente y flexible, de forma que, desinfladas, se pudiéran meter en una mochila o riñonera y, cuando se necesitaran, se inflaran para poderlas usar como una bota de nieve normal. Unos calcetines apropiados y la capa de aire aislarían el pié del frío suelo.

Un modelo más sofisticado podría incluir un inflador de aire comprimido.

Cuando esquiaba hubiera pagado un buen dinero por ellas.
  • 822
  • 0
  • 4

Creado por

leokino

leokino

Comentarios

Para mantener la alta calidad de los contenidos, debes acceder para dejar un comentario
Las cookies nos ayudan a ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso de cookies. Más información